Un día en la vida de Dios

15Dic08

un dia en la vida de dios

– Es curioso: no necesitas a nadie para tantas cosas tan estúpidas, que te hacen ser uno más. No los necesitas para cagar, para comer, para matar, y en cambio para volverte superior a todos necesitas sin falta a los demás. Es casi una crueldad, un carcajeo de Apolo, ¿no lo crees, barbero?

Era cierto y curioso: los dioses, en la versión del soldado, estaban resultando unos fulanitos patéticos en busca de algún adorador: unos mendigos.

Un día en la vida de Dios, de Martín Caparrós.

Anuncios


No Responses Yet to “Un día en la vida de Dios”

  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: